¿Esclavo o esclavizado?

La esclavitud es lo opuesto a la libertad.  En un sentido general se aplica a la condición  de dependencia absoluta de un individuo a la autoridad de otro, “la cual lo obliga a considerarse como de su propiedad y a aceptar todas las obligaciones que resultan de su voluntad” (Martínez y Martínez, 2001, p. 171).

La esclavitud puede ser vista como una institución social y económica desde tiempos muy antiguos como consecuencia de guerras tribales, en las cuales los vencedores tomaban prisioneros a  guerreros, mujeres y niños, y luego eran puestos a su servicio.  Para Aristóteles “el hombre puede funcionar de varias maneras; una de ellas es como cosa y, este rango incluye a la hembra y al esclavo;  los trabajos inferiores [de finalidad económica] están a cargo de esclavos […]” (Martínez y Martínez, 2001, p. 171). Esta visión fue predominante en el desarrollo y ejercicio de la escolástica, y por lo tanto la tenían en mente la mayoría de misioneros que vinieron a América y que participaron activamente en la sumisión de los africanos y sus hijos nacidos en tierras americanas. Por ejemplo en 1535, Fray Bartolomé de Las Casas le escribió al rey y al consejo de Indias: “[…] el remedio de los cristianos es este, muy cierto, que Su majestad tenga por bien de prestar a cada una de estas  islas 500 ó 600 negros, o los que le pareciere que al presente bastaren para que se distribuyan por los vecinos que hoy no tienen otra sino indios” (Friedemann y Arocha, 1986, p. 108). Este dominico, obtuvo licencias para importar negros, mientras argumentaba que era legitimo rescatar esclavos que ya lo eran en sus propias tierras con la excusa de la “redención de almas”.

En este sentido, Sidney Mintz planteó que la esclavitud —dentro del marco económico, político y militar que hizo posible su creación y perpetuación— fue la institución directriz que a lo largo de cuatro siglos enmarcó la captura, venta, transporte y explotación de más de nueve millones de personas y sus descendientes (Mintz, 1977, p. 380).

El mismo  sostiene que la esclavitud de africanos en el Nuevo Mundo fue  el “componente esencial e intrínseco” de la expansión económica, política y religiosa de occidente. Por otro lado, los esclavizados y sus descendientes  fueron llevados a Europa y empleados en la producción de los elementos básicos de consumo en los mercados europeos, como también puede apreciarse en el Cuadro número dos de este escrito. En complemento a lo anterior,  “[…] la acumulación de capital en Occidente no hubiera bastado para, en poco más de un par de siglos, pasar de la llamada Revolución Mercantil a la Revolución Industrial.  En realidad, la historia del Caribe es uno de los hilos principales de la historia del capitalismo mundial, y viceversa (Benítez, 1992, p. 20).

Por lo tanto, no debe hablarse de esclavos, sino de esclavizados. Los cautivos africanos no aceptaron la condición de esclavos. Por el contrario, se les arrancó a la fuerza de su espacio y tiempo. Los africanos ejercieron la resistencia permanente durante el proceso de la trata y de variados modos.

Fuente: Quintero, Patricia. (2005). “En el nombre del Padre, de la Madre, del Hijo y del Espíritu Santo: Dimensión afro de la religiosidad católica bogotana”. Tesis de Maestría. Departamento de Antropología. Facultad de Ciencias Humanas. Universidad Nacional de Colombia. Bogotá.

2 comentarios el “¿Esclavo o esclavizado?

  1. Gracias por tu visita y comentario 🙂

    Me gusta

  2. melancolico dice:

    pienso que cualquier pueblo, pudo ser esclavizado, en este caso le correspondió al pueblo africano, el desarrollo económico capitalista, no estoy justificando nada pero había esclavos de ojos azules y tez clara, ahora somos mas esclavos que nunca.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s